jueves, 6 de noviembre de 2008

¿Qué pasará?

Las casualidades de la vida o la espiral de lo fortuito.

No sé bien cómo comenzar. Digamos que hoy fue uno de esos días en los que todo sucede muy rápido y de manera totalmente inesperada. Para que no piensen mal les comento lo que me aconteció el día de hoy. Empiezo con algo que ya todos deberían de saber: desde hace dos semanas estoy "trabajando" como asistente de investigación del Dr. Mauricio Merino en el CIDE, lugar al que voy los lunes, martes y jueves de 11 am. a 5 pm. Así pues, hoy me tocó ir al CIDE y la suerte decidió que, mientras platicaba con Natalia sobre la ley de capitalización de PROCAMPO y leía una evaluación de la OCDE sobre la política agropecuaria de México, de pronto, así sin más, recibí el siguiente email en mi cuenta de correo del Colmex:

URGENTE:

Se busca asistente de investigación para el Dr. Carlos Elizondo Mayer-Serra de la División de Estudios Políticos del CIDE.

Requisitos:

-Egresado o en últimos semestres de las siguientes carreras:
*Relaciones Internacionales
*Administración Pública

-Amplio interés en temas políticos y sociales.

-Amplio interés en la investigación.

-Excelente ortografía y redacción.

-Excelente manejo de Excel, Word y Power Point.

-Buen manejo de inglés y conocimientos de algún otro idioma.

Sueldo confidencial

Enviar CV a la Lic. Ixchel Cruz Cisneros al mail: ixchel.cruz@gmail.com

Ixchel Cruz


Después de leer el correo le dije a Natalia "ah, cómo me hubiera encantado recibir este correo dos semanas antes". Los dos nos reímos un poco, pensamos cómo sería trabajar con Carlos Elizondo* y luego seguimos platicando de esto y aquello sin darle mayor importancia a la solicitud "urgente" de asistente de investigación. Salimos un rato de nuestro cubículo de trabajo y de pronto, como si fuera algo completamente planeado, vi a Carlos Elizondo a lo lejos, caminando hacia su oficina en la Dirección de Asuntos Políticos. Natalia abrió muchísimo los ojos y me dijo con aire burlón "ándale, ve y habla con él, igual y te contrata, jaja". Yo me levanté de mi lugar como para seguir la broma y de pronto me quedé parado sin saber qué hacer. "Ándale", me gritó ella. El caso es que cuando Elizondo pasó justo enfrente de nosotros me acerqué un poco le dije "hola profesor, soy alumno del Colmex y acabo de leer su correo de que busca asistente de investigación". Él volteó un tanto sorprendido, se me quedó viendo un segundo, me pregunto mi nombre e inmediatamente después me dijo "¿traes tu Curriculum Vitae?". "Ehhhh, no, no lo traigo", le respondí. "Bueno, no importa, espérame cinco minutos y ahora platico contigo, tengo que atender a otra persona". "Bueno", contesté sin tener idea de qué iba a pasar. En ese momento llegó la secretaria de Carlos Elizondo y me platicó que ese día habían ido a buscar el trabajo de asistente por lo menos diez personas. Pasaron justamente cinco minutos y la secretaria me dijo "ya salió el último chico que el profesor iba a entrevistar el día de hoy, pero bueno, quiere hablar contigo también ya que estás aquí." Pasé a la oficina y el profesor me pidió que me sentara. "Qué cosa más fortuita", comencé, "hoy me tocó venir al CIDE porque estoy en un proyecto de investigación sobre Procampo con el profesor Merino y justamente hace menos de treinta minutos leí el correo que decía que usted necesita un asistente, y pues ya ve, qué casualidad que los dos estábamos aquí en el CIDE a la misma hora". Elizondo se quedó pensativo un momento, y sin más comenzó una suerte de entrevista de trabajo que rápidamente se convirtió en una amena plática sobre la reforma energética, los partidos políticos y la dictadura nacionalsocialista en Alemania. Cuando se enteró que había estudiado un semestre en Alemania soltó a quemarropa: "Sprichst du Deutsch?" "Ja", alcancé a balbucear y dije la típica frase que siempre me acompaña desde Berlín "Ich kann nur etwas Deutsch sprechen und verstehen". Elizondo se rió y me contó de su abuela alemana. Llegado a un punto, el profesor me explicó cuáles eran sus proyectos de investigación en concreto: "por un lado estoy haciendo un análisis del juicio de amparo en el que sostengo que éste debería de ser inconstitucional y mi otro proyecto es básicamente tratar de responder a la pregunta ¿por qué México no crece? desde una perspectiva económica, política, pero sobre todo, social. ¿Te interesa?" "Pues sí, me interesaría mucho, muchísimo, sin embargo, como ya le comenté, estoy asistiendo al Dr. Merino en un proyecto de investigación y no sé cuánto tiempo me quedaría libre". "Bueno, eso lo tendré en cuenta, lo que te pediría si trabajas como mi asistente sería, por ejemplo, que me buscaras algunas notas periodísticas sobre la posición de los empresarios y de los sindicatos en la época de Zedillo, o que le des una lectura a mis artículos en el Reforma antes de que salgan publicados, cosas por el estilo, por lo general no suelo exigir mucho, pero de cualquier manera mándame tu Curriculum Vitae, quizá esa circunstancia fortuita haya resultado bastante afortunada."


(Carlos Elizondo y Mauricio Merino)

Bien, acabo de enviar mi CV, el primero que hago y quedó bastante chafón. ¿Qué pasará? ¿Terminaré trabajando también con Elizondo? No lo sé. Mientras tanto, mañana tengo que ir al SAT a inscribirme en el Registro Federal de Contribuyentes. Pd. Qué horror, ¡tengo que pagar IETU! ¿Y yo por qué?

*Carlos Elizondo Mayer-Serra es doctor y maestro en Ciencia Política por la Universidad de Oxford, Reino Unido. Desde 1995 y hasta su nombramiento como Representante Permanente de México ante la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económicos (OCDE) en mayo de 2004, fue Director General del CIDE. Forma parte del Sistema Nacional de Investigadores desde 1991.

3 comentarios:

Ana dijo...

Wow!

Aunque no lo creas te envidio! Quién lo iba pensar, colándose con la crema y neta del CIDE?

Saludos!

Jordy dijo...

Hey, qué alegría tenerte de vuelta por estos rumbos. Muchas gracias por los comentarios, sé que varios leen este blog pero pocos dejan algo. Pues a ver qué pasa con lo de Elizondo, sería raro trabajar con dos profesores del CIDE, pero bueno, el jueves se decide todo. Espero que estés mejor y que por lo menos por tus rumbos no haga tanto frío como acá. Saludos.

Anónimo dijo...

Estimado Jordy:

con cosas como las que han sucedido, uno se pregunta si de verdad existen los accidentes, pero bueno, comentando respecto a tu fortuito encuentro con Elizondo, ojalá que todo salga bien, me queda claro que eres una persona capaz que podría hacer las dos cosas y beneficiarse mucho de todas las experiencias, bonne chance!

MeL